Brasileira

Brasileira - Detalle de ilustración - Caroli Dilli
Brasileira - Detalle de ilustración - Caroli Dilli

Brasileira (2012).

Rotulador y tinta china en papel. 29x20 cm

En 2012, estuve trabajando en una serie de dibujos de chicas en blanco y negro con distintas temáticas y quise dedicar una de ellas a mi tierra natal.

La idea era utilizar elementos que pudieran identificar a Brasil y a la vez conmigo. Para ello, decidí personificar a una india con flores y animales característicos del país.

La elección de la mujer india, en parte ha sido por estar viviendo en otro continente. Me dio por pensar en las diferencias culturales entre Sudamérica y Europa. De los rasgos y hábitos indígenas que tenemos los brasileños y de las muchas palabras y mitos autóctonos.

Además, quise retratar a una india porque admiro muchísimo la forma de ser que tienen y como coexisten en la naturaleza, me fascinan sus costumbres y su aspecto, con sus plumajes, adornos y pinturas corporales. Con esto, quise hacer un pequeño tributo a los indios de todas las tribus.

Después de mucho investigar, opté por ilustrar a una Caiapó (o Kayapó). Sus cejas rapadas hacen todavía más imponentes las miradas de las mujeres de este clan. Sus collares y brazaletes étnicos son primitivos y a la vez parecen pertenecer a las ultimas tendencias de la moda. Igualmente distinguido es el diseño tan simétrico de su pintura corporal, que está hecha a la perfección y seguramente sirven de inspiración no solo a mí sino también a muchos tatuadores y demás artistas de todo el mundo.

La naturaleza sobresale en Brasil y su fuerza se hace notar constantemente. La tierra es fértil, donde vayas abundan plantas y animales y donde estés es una explosión de colores, sonidos y olores. Por este motivo me parecía igual de importante que la figura de la india representar la flora y la fauna típica de ahí.

Para simbolizar la flora, opté por dos flores que son muy comunes en todo el país, el hibisco y la flor de maracuyá. Me encantan estas dos flores por su belleza y los nombres tan significativos que tienen en portugues.

Al hibisco lo llamamos Mimo de Vênus, y lo veo como una flor digna de representar a la diosa romana del amor, la belleza y la fertilidad. Y por esto me han parecido ideales para arropar a mi bella india Caiapó.

Para reforzar la misma idea le tatué una flor de maracuyá, también conocida ahí como Flor da Paixão. Se le atribuyen propiedades afrodisíacas y además, por su exuberante belleza, ¨flor de maracujᨠse utiliza en Brasil como un cumplido a las chicas guapas ¿Qué mejores flores para representar a las brasileiras?

La fauna del lugar varia mucho conforme la región que estés en Brasil, y hay muchas especies que son comunes ahí y en otras partes de Sudamérica. Para identificar bien el país, elegí unos animales que adoramos y vemos todos los días inevitablemente al estar ahí, no en vivo, y sí en nuestra moneda el real, concretamente en algunos billetes: La arara (guacamayo), el beija-flor (colibrí) y la onça (jaguar).

A la arara y el beija-flor los dibujé sobre la piel de la mujer, y de hecho son motivos muy utilizados entre mis paisanos. Los preciosos guacamayos con sus plumas de colores pueden resultar buenos tattoos.

A los colibríes, me arriesgaría a decir que constantemente están en el ¨top ten¨ de los tatuajes femeninos en Brasil. Los tengo mucho cariño. Me encanta el nombre que tienen en mi lengua natal, beija-flor (besa-flor). Estos pájaros-abejas están en las primaveras por ahí besando todas las flores que pueden, y por más veces que los veas, siempre es una alegría contemplar sus colores de lentejuelas y la rapidez con que se mueven.

Finalmente a la onça, modelo de excelencia de la naturaleza, le puse de fondo pasando por detrás del marco de taquara (bambú brasileño). Casi parece una tela común de leopardo pero un ojo asoma, nos vigila. Hay jaguares en muchas partes de Brasil, y a veces se percibe alguna huella o rastro de su presencia, pero difícilmente tenemos la suerte (o azar) de descubrirlos entre la floresta.

Acabo de hacer una larga descripción de este dibujo y de qué quise representar. Sin embargo lo que más importa es que el espectador pueda percibir por sí solo qué le trasmite la imagen, y sea lo que sea lo que le trasmita, está bien para mi. Todos los puntos de vista son válidos. Yo me quedo con el gusto de haberlo hecho y de compartirlo.

Si quieres saber más de esta obra, puedes leer la entrada de blog De donde vino la Brasileira pulsa aquí.

Category
Artwork
Tags
brasil, dibujo, flor, india
X